Administración | Uruguay, Perú y Chile tienen más emprendedores
Los proyectos que se están iniciando en esos países surgen porque los innovadores identifican una nueva oportunidad en el mercado, lo hacen voluntariamente y no porque no consiguen otra fuente de trabajo, según el monitor global GEM.
804
post-template-default,single,single-post,postid-804,single-format-standard,tribe-no-js,ajax_fade,page_not_loaded,smooth_scroll,

Blog

Posted by jimoreno in administración

Uruguay, Perú y Chile tienen más emprendedores

Los proyectos que se están iniciando en esos países surgen porque los innovadores identifican una nueva oportunidad en el mercado, lo hacen voluntariamente y no porque no consiguen otra fuente de trabajo, según el monitor global GEM.

Uruguay, Perú y Chile registran la mayor concentración de iniciativas emprendedoras que nacen de la identificación de nuevas oportunidades en América Latina y el Caribe, según el Monitoreo Global de Emprendimientos 2014 (GEM, por sus siglas en inglés), presentado recientemente en Montevideo.

“Esto quiere decir que los emprendimientos que se están iniciando en esos países se motivan porque los emprendedores identifican una nueva oportunidad en el mercado, lo hacen voluntariamente y no porque no consiguen otra fuente de trabajo”, explicó Isabelle Chaquiriand, responsable del estudio en Uruguay.

Según el informe, Uruguay y Perú concentran cinco “emprendimientos por oportunidad” para cada “emprendimiento por necesidad”, mientras Chile registra 4,6.

Ese dato también influye en la capacidad de crear empleos y pone a Uruguay y Chile en el tope de los países de la región “con mayor expectativa de creación de puestos de trabajo por medio de sus iniciativas emprendedoras”.

Por otro lado, Argentina, Colombia y Uruguay son los países con la peor brecha de género en la actividad emprendedora, mientras Brasil se destaca con el mejor indicador, en el que las mujeres están emprendiendo tanto cuanto los varones: para cada emprendimiento masculino, hay otro femenino.

En Argentina
Del análisis de distintas variables a lo largo de 2014, se desprende para Argentina una “caída generalizada en la actividad emprendedora en etapa temprana”, es decir, una merma en el dinamismo de las firmas que están entre sus primeros días y los tres años. Aunque las novatas son las más sufridas, algo similar se observa en empresas jóvenes con mayor tiempo en marcha.

En este marco, el enriquecimiento del ecosistema fue insuficiente para sostener la actividad en un período recesivo: “Si bien hay una consolidación de la cultura emprendedora plasmada en el surgimiento de nuevas empresas y proyectos -contrasta el informe-, el crecimiento se ve truncado por un contexto difícil de gestionar, con graves barreras para la inversión”.

Como un aspecto positivo, el GEM destaca que “aun cuando la TEA ha venido bajando en los últimos cuatro años 7% (hasta 14,4% actual), sigue siendo alta respecto de los países desarrollados; Argentina genera un buen número de emprendedores”. En la ciudad de Buenos Aires, considerada un polo de creación de empresas, la TEA llega a 12,7%.

Fuente: comercio y justicia

Ingresar un comentario

happy wheels